LA LINAZA, PERFECTA PARA EL INTESTINO » Propiedades medicinales

El lino es un tipo de planta clasificada como herbácea. Es de ciclo anual, se caracteriza por tener un tallo alto y delgado, sus flores pueden ser blancas o azules. La fruta del lino es una suerte de envoltorio que contiene unas semillas brillantes, de color ocre oscuro o dorado. El lino es una de las plantas más antiguas que existen; de ella se tiene conocimiento, al menos, desde hace 4500 años. Ha sido ampliamente utilizada por sus fibras y por sus semillas. Así que, la linaza, perfecta para el intestino.

La planta de lino es un arbusto de tipo oleaginoso cuyo origen se encuentra en el llamado creciente fértil. Es decir, su origen se sitúa en regiones aledañas al mar Mediterráneo. Su semilla pequeña es, apenas, un poco más grande que la del ajonjolí. La semilla de lino tiene una textura tostada y gomosa y su sabor tiene un cierto parecido al de la a nuez. De ella se puede producir harina y también, se puede extraer sus aceites.

La linaza es considerada por muchos conocedores como uno de los más importantes alimentos de origen vegetal, que se pudiera encontrar. En efecto, su nombre en latín nos sugiere sus valores y propiedades: la más utilizada; se le denomina Linum usitatissimum.

Las semillas del lino generan el máximo interés medicinal de toda la planta, contienen aceites, mucílagos, albúminas, enzimas y agua. Consumidas tanto enteras como molidas, resultan en un laxante suave pero muy eficaz. La envoltura de las semillas, que contienen los mucílagos, se hinchan generando un eficaz bálsamo para el intestino. Contribuyen a facilitar sus movimientos peristálticos y ayuda a eliminar toxinas contaminantes.

La linaza, perfecta para el intestino y para combatir enfermedades asociadas

la linaza perfecta para el intestino propiedades

El estreñimiento es uno de los malestares por los que se consulta más a los botánicos y herbolarios. Y se puede decir que no hay una planta medicinal más indicada que el lino para combatirlo. El consumo de sus semillas es beneficioso en el tratamiento del estreñimiento crónico. Igualmente, es recomendable para reconstruir la flora intestinal alterada por el uso de laxante.

Por ejemplo, si se consumen cerca de 50 gramos diarios, la fibra insoluble, que contiene la semilla, aumenta la masa fecal y reduce el tiempo de tránsito por el intestino. Aunque sus virtudes medicinales van mucho más allá de esto.

Tan solo vamos a sugerir una preparación al respecto par ejemplificar: Pasta de lino contra el estreñimiento. Se mezcla un par de cucharaditas de las semillas de lino, trituradas y con un poco de agua, de manera tal que forme una pasta bastante líquida. Se puede tomar dos o tres veces al día.

Principales características del lino

  • Sus raíces son, por lo general muy pequeñas y de poca profundidad. Sus tallos son generalmente ramificados, y llegan a crecer un poco más allá de los 60 centímetros de altura.
  • Las hojas de la planta son enteras, bastante delgadas, y su color varía entre el verde y el azul muy tenue.
  • Sus flores son habitualmente de blancas, asimismo se las puede encontrar en tonalidades azules. Nacen justo al final del tallo.
  • El fruto de la planta viene a ser una especie de funda. Es una cápsula, dentro de la que se aglutinan alrededor de unas 10 semillas (la linaza).
  • Esta semilla, la linaza es plana y ovalada, de un color dorado u ocre oscuro, además es puntiaguda. Su tamaño puede variar entre los 4 y los 6 milímetros.

Propiedades de la linaza

Las propiedades que poseen las semillas de lino son diversas y muy numerosas. El reconocimiento científico de las propiedades de estas semillas, han contribuido a popularizarlas enormemente durante los últimos años. Múltiples estudios llevados a cabo sobre esas propiedades han evidenciado que la linaza tiene importantes nutrientes que benefician nuestra salud.

la linaza perfecta para el intestino beneficios

Fortalece el sistema digestivo, favorece las funciones intestinales, combate el colesterol malo y las infecciones urinarias. Mejoran el funcionamiento del cerebro. Contiene minerales sumamente importantes para nuestra salud: yodo, hierro, zinc, magnesio, calcio, fósforo, potasio, manganeso, silicio y cobre.

1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas (1 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando…